'Seguir a Cristo no vale la pena, vale la vida'

'Seguir a Cristo no vale la pena, vale la vida'
Daniela Córdova / El Tiempo de Monclova

"Jamás he sido tan feliz que estos años en los que he decidido seguirlo, porque encontré mi vocación para lo que fui llamado".

A  la edad de 17 años Azael Yañez, se incorporó a un grupo católico juvenil el cual es denominado como 'Movimiento de Jornadas de vida cristiana' en este asegura que conoció su verdadera vocación como persona, descubriendo que su objetivo en la vida era el estar en servicio para Dios mediante quienes lo rodean. Luego de permanecer 5 años en el grupo, tomó la decisión de ser parte de la Diócesis de Saltillo, aspirando a ser sacerdote.

Actualmente se encuentra cruzando el cuarto grado de su vocación, este se define como etapa de magisterio y apostolado, por lo que en los próximos 6 años concluirá sus estudios para llegar a ser un sacerdote. 

Pertenecías a un grupo juvenil. ¿Cuándo descubriste que querías ser sacerdote? "En particular me di cuenta en un momento en el que fui a misionar en semana santa en un ejido, en el año 2014, fue ahí donde noté que Dios me estaba llamando, solo que no le respondí rápido, tarde muchos años en decirle que sí, pero desde que lo hice no me arrepiento de nada". 

Actualmente cursas el 4 año de tu preparación. ¿Cómo llegaste a decidir a qué te querías dedicar toda tu vida? "Le doy todo el crédito al movimiento de jornadas porque fue ahí donde me acerque y conocí a Dios por primera vez, como quien dice ahí comenzó todo, aprendí el fundamento, es por eso que supe que es lo querría hacer con mi vocación personal y como persona". 

Estas estudiando para ser sacerdote. ¿Para ti que es el llegar a ser uno?  "Para mi es entregar la vida por completo, al servicio del pueblo de Dios es decir de todas las personas. El fundamento principal del sacerdote es ayudar en la salvación del alma de las personas así esta llegara a Dios y se acercarán más a él”. 

Personalmente. ¿Qué es lo que implica tu preparación? "Mucho esfuerzo porque es un camino muy largo, son muchas etapas, es una vida y formación muy ocupada, que también depende de mucho conocimiento.  Enamorarme más de Dios lo resume todo porque en cuanto voy conociendo más del padre, me atrae y quiero llegar a él". 

Es una larga preparación ¿Qué es lo que te motiva para continuar con ella? “Mi principal motivación es Dios mismo, el querer llegar a él, agradarle, ganar almas, acercar a que la gente lo conozca para mi es una motivación por eso es mi motor".

Tu estancia permanente es en el seminario. ¿Cómo es tu día cotidianamente? "Al despertar voy a rezar, luego a misa para de esta manera pasar toda la mañana en clases, después tengo un tiempo para hacer deporte, continuo nuevamente dedicando 3 horas a estudiar realizando mis tareas, por último, en las noches rezo la liturgia de las horas, me queda un tiempo libre y lo dedicó para algunos pendientes personales en mi estancia, claro hay días en los que se presentan eventos esporádicos y distintas cosas por hacer, e inclusive realizamos apostolados".

Tienes actividades esporádicas. Menciona algunas que sean tus favoritas. "En lo personal es ir con la gente, evangelizarla, platicar con niños, jóvenes y adultos, además también tengo la oportunidad de practicar el deporte, que en mi caso es mucho de mi agrado, por lo que tengo acceso de practicarlo en comunidad con los demás seminaristas. También realizamos apostolados, algo que es en gran medida de mi preferencia”. 

Realizas apostolados. ¿Qué son? "Los seminaristas nos dedicamos a realizar la tarea de los apóstoles, evangelizando a la gente en cada comunidad a la que vamos, mediante la formación que les podemos dar, por ejemplo, dar catecismo, reunirme con jóvenes de diversos grupos  y ayudarles en sus estructuras o estando ahí para todo lo que necesiten". 

En el estudio en el que te encuentras. ¿Qué papel tiene tu familia? "Es un pilar fundamental en esto que nosotros realizamos, el apoyó de mamá, papá, hermanos, que siempre están ahí, porque ellos son las personas que le rezan a Dios por ti y esperan mucho de tu persona, a veces es difícil para los papás comprender que Dios te ha llamado, pero es un proceso de ir aceptando la voluntad del señor poco a poco, en resumen, un seminarista espera que su familia acepte su decisión y nos brinden apoyó".
  
A los jóvenes que tengan inquietud por seguir esta vocación. ¿Que les dirías? "No hay mayor felicidad que dar la vida por Cristo, aquellas que se han decidido estar con él, son realmente felices y se encuentra la certeza de la felicidad".

'Seguir a Cristo no vale la pena, vale la vida'
'Seguir a Cristo no vale la pena, vale la vida' 〉 🖼️

Noticias del tema


    ¿Te gustó la nota? comparte


    Reacciones

    NOTAS RELACIONADAS

    El clima en Monclova

    Tendencia

    Noticias más leídas

    noticias más leídas

    Noticias recientes

    noticias recientes

    Es tendencia

      Videos El Tiempo

      video facebook

      OTROS VIDEOS
      video facebook

      ...

      video facebook

      ...

      video facebook

      Obrero del Alto Horno 5 de AHMSA interpretó 'Noche de paz' para celebrar junto a sus compañeros la navidad. MÁS INFORMACIÓN: https://eltiem...

      Te puede interesar

      'Seguir a Cristo no vale la pena, vale la vida'