Crisis le pega al amor en Monclova; nadie compra regalos

Crisis le pega al amor en Monclova; nadie compra regalos
MARIACLARA DELGADO / EL TIEMPO DE MONCLOVA

Las tiendas lucen sin clientes, pero llenas de artículos por San Valentín

En vísperas de San Valentín los negocios de la zona centro de la ciudad continúan llenos de artículos, pero sin clientes enamorados en busca de un algún detalle para regalar, ya que gracias a la crisis que se vive actualmente prefieren demostrar el amor antes que gastar.

Comerciantes aseguran que la falta de ventas no es actual, si no que desde la llegada de la pandemia por COVID-19 se ha visto el declive notable en las ventas.

Con desesperación esperan que sus productos comiencen a venderse ya que hicieron grandes sacrificios para surtir sus negocios, lamentablemente se ven decepcionados ante la cruda realidad que, apenas transcurrido mes y medio del 2021, está dejando sentir.

Conjugando la dura crisis, la pandemia y las bajas temperaturas que se pronostican para este fin de semana donde se celebra el día del amor y la amistad, los comerciantes locales tienen nulas posibilidades de repuntar en sus ventas porque pareciera que el amor será congelado por esos tres factores.

Al transitar por las calles de la zona centro, se puede notar que son pocos los negocios que se aventuraron a tener detalles para el próximo domingo 14, fecha en la que en años anteriores los negociantes encontraban una oportunidad clara de elevar sus ventas y mejorar sus ganancias, lo que definitivamente en este año será prácticamente imposible.

Crisis le pega al amor en Monclova; nadie compra regalos
Crisis le pega al amor en Monclova; nadie compra regalos

¿Te gustó la nota? comparte


Reacciones

Comentarios

Identificarse con

Facebook Google

Hola

aún no hay comentarios

NOTAS RELACIONADAS

El clima en Monclova

día mínima máxima

Noticias más leídas

noticias más leídas

Noticias recientes

noticias recientes

Videos El Tiempo

video fb

OTROS VIDEOS

...

...

...

...

Te puede interesar

Crisis le pega al amor en Monclova; nadie compra regalos