Ser taxista ya no es  negocio, pandemia los obliga a renunciar

Ser taxista ya no es negocio, pandemia los obliga a renunciar

VERÓNICA PRECIADO / EL TIEMPO DE MONCLOVA

Choferes estamos pasando por una crisis muy fuerte

SAN BUENAVENTURA, COAH. -La situación se complica cada vez más para los taxistas de la localidad, la afluencia de usuarios ha disminuido hasta en un 70 por ciento; al menos 4 choferes renunciaron al no resultar costeable el servicio.

Apenas salen los gastos para el combustible; y la ganancia que les queda es muy poca a duras penas les alcanza para llevar comida a sus hogares, señaló   Ernesto Palos Torres, quien es chofer de taxi hace más de 14 años.

“Algunos están dejando las unidades ya no les costea, no sale para la renta, tenemos patrones que se han puesto el corazón en la mano, nos están apoyando, pero la verdad estamos pasando una crisis muy fuerte”.

Comentó, que actualmente con la pandemia del Covid-19, sólo prestan servicio a un 30 por ciento del 100 por ciento de usuarios que atendían, cuando había movilidad en las primarias, preparatorias y la pulga.

“Es muy poca la gente utiliza el taxi, por la falta de dinero gente que se ha quedado sin empleo, a parte que sólo nos permiten subir a 2 personas no podemos subir más gente y veces viene la familia de 4, nos reclaman se enojan porque no los subimos”.

Comentó, que diario están sacando sólo 300 pesos, sólo para la renta anteriormente salía para renta, gasolina y pago del día.

“Algunos pagan entre 250 y 350 de renta, te llevas 150 pesos a casa es poco cuando dábamos servicio escuelas, primarias, secundarias a las pulgas, nos quedaba muy bien para cubrir todo el gasto.

Ser taxista ya no es  negocio, pandemia los obliga a renunciar
Ser taxista ya no es negocio, pandemia los obliga a renunciar

Reacciones

Comentarios

Identificarse con

Facebook Google

Hola

aún no hay comentarios

NOTAS RELACIONADAS

El clima en Monclova

día mínima máxima

Noticias más leídas

noticias más leídas

Noticias recientes

noticias recientes

Te puede interesar

Ser taxista ya no es negocio, pandemia los obliga a renunciar